Cómo Cuidar Las Extensiones de Pelo

 

En primer lugar, utiliza un shampoo sin acondicionador y con PH neutro.

El shampoo es uno de los productos más importantes. Si llevas extensiones debes tener bastante cuidado.

Debes elegir una mascarilla que no sea excesivamente nutritiva, ya que con éstas ocurre lo mismo que con el champú. No utilices mascarillas que sean demasiado nutritivas porque pueden provocar la caída de la extensión. Si usas una específica para extensiones, mucho mejor.

Cuando vayas a usarla, aplica de medios a puntas. Nunca en la parte superior de la cabeza ni en la sujeción de la extensión.

En lo posible, usa cepillo de cerdas especiales.

Si llevas extensiones, intenta utilizar un cepillo específico. Son diferentes y llevan cerdas de dos tipos de material,  de nylon y de jabalí.  Además, están hechos a dos alturas. Unas cerdas son más altas que las otras para que las extensiones se desenreden bien y no se queden enganchadas en el cepillo.

Cuando duermas, hazlo con el pelo recogido.

Puedes hacerte una coleta para dormir para que no se despeguen las extensiones.

Nunca te laves el cabello boca abajo, cuando lo hagas procura hacerlo en una posición normal, con la cabeza erguida. Nunca te laves el pelo con la cabeza para abajo porque las extensiones se pueden despegar.

Cuando lo lavas, intenta no frotar excesivamente el cabello. Si lo maltratas, las extensiones de pelo pueden caerse. Es importante que realices movimientos suaves y controlados.

¿Quieres más información?

Si quieres más información, puedes dejarnos un mensaje y/o comentario aquí debajo.